El Secretario de Educación no cree en las Bellas Artes

Por Cándida Cotto/CLARIDAD

ccotto@claridadpuertorico.com

 

El Secretario de Educación continúa su embestida contra el Programa de Bellas Artes. Escuelas de Guaynabo, San Juan, Utuado, Carolina, han sufrido la pérdida de maestros de este programa con la declaración del llamado “recurso disponible o maestro excedente”. Cuando se declara a un maestro “disponible”, es porque el DE se propone reubicarlo en otro plantel y eliminar el puesto del plantel del que fue removido. La decisión de la declaración es tomada por la Oficina Regional.

El Secretario parece estar siguiendo la directriz de la Junta de Control Fiscal (JCF) de que el Departamento debe de concentrarse en la enseñanza de las ciencias y las matemáticas.

Una de las primeras escuelas en denunciar la declaración de recursos disponibles fue la Escuela Especializada en Bellas Artes de la Montaña Luis Muñoz Rivera, de Utuado. Astrid Raquel Cruz Negrón, presidenta de la Local de la Federación de Maestros (FM), confirmó a CLARIDADque el DE declaró recursos disponibles a ocho maestros. Aunque de estos, cinco son del Programa General y los otros tres del Programa de Bellas Artes, el efecto será para toda la escuela.

“Esto se hizo en contra de las decisiones del Consejo Escolar, que se supone sea el cuerpo rector de una escuela y tenga autonomía para tomar decisiones. El Consejo en pleno, siguiendo los procesos legales, aprobó por unanimidad una organización que incluye los 6 equipos de maestros académicos y los de clases especializadas o electivas. Desde Ponce o San Juan pretenden faltarle el respeto a la comunidad utuadeña y eliminarnos cada vez más recursos sin escuchar el sentir de la comunidad escolar”.

Los maestros notificados solicitaron por escrito revisión del proceso y, ante la falta de respuesta del DE, presentaron querellas. Solo un maestro recibió la revisión a su favor y los demás siguen sin respuesta favorable. Tres de estos maestros fueron citados a la Región Educativa de Ponce para ofrecerles puestos en otras escuelas.

Cruz Negrón contó que para sorpresa de los maestros la entrevista estuvo plagada de irregularidades. “A dos de ellos se les informó que no existían plazas para ofrecerles, pero aun así se pretendía que firmaran como que rechazaban una oferta. Una de las personas que les atendió les dijo varias mentiras. Primero, que la división de estudiantes por salón en la escuela es de 11, lo cual es falso. Actualmente, cuando muchas familias no han podido hacer matrícula en línea, contamos con 18 jóvenes por salón. Este número aumentará notablemente cuando se finalicen los procesos de matrícula en agosto”.

Añadió que también se les dijo que la intención es eventualmente eliminar dos equipos en la escuela, lo que significa que pretenden eliminar otros cinco maestros. También desmintió alegaciones de Educación de que la escuela por ser una “de Siglo XXI” debe tener 25 estudiantes por salón. Indicó que la escuela es especializada, pero con salones antiguos. Con mesas y equipo moderno, solo caben 20 estudiantes.

Cruz Negrón aseguró que en la Región se ha estado cuestionando la productividad del Programa de Bellas Artes, sin contar con parámetros para ello. “Esto nos deja ver que existe el objetivo de eliminar el programa. Se pretende destruir la única escuela que es receptora de todo el municipio de Utuado por la que pasan casi todas y todos los utuadeños. Con esto se atenta contra el bienestar y a las artes y la educación de todo un pueblo que ha sido muy golpeado por huracanes, terremotos, migraciones forzadas y todas las crisis recientes. Se nos expone a no poder guardar distancia ante la epidemia que nos arropa y a no poder apoyar de forma individualizada a nuestros alumnos, sea de forma virtual o presencial. Esto será imposible si eliminan un equipo de maestros académicos”, insistió. Reparó en que hay estudiantes que aun viviendo en Utuado se tardan una hora en llegar al plantel. .

 

“El secretario de educación, Eligio Hernández, habla de visitar alumnos, cuando nuestro municipio es geográficamente inmenso, mientras pretende reducirnos recursos. Nuestra comunidad escolar se enorgullece con tener talentos en coro, banda, rondalla, drama, danza, artes plásticas. El DE hoy elimina las plazas de danza y coro”, planteó.

 

“Ante este atropello al pueblo de Utuado, la comunidad está firme, organizada y unida para luchar hasta vencer. No permitiremos que hacinen nuestros estudiantes y les impidan educarse con los recursos necesarios”, concluyó.

Mientras, en la Escuela Superior Margarita Janer, en Guaynabo de los tres maestros del Programa de Bellas Artes, dos de música y una de Danza, se declaró “recurso disponible” a esta última. Del Programa General se eliminó todo un equipo de maestros, es decir uno de cada materia, y el maestro de Educación Física. Esto provocará que los grupos sean de más de 25 estudiantes. Katherine Rivera Cardec, la maestra de Danza, dio a conocer que en la Escuela Superior de Trujillo Alto, de tres maestros del PBA, uno fue declarado “disponible”. Rivera Cardec comentó que la justificación por parte del DE para declarar a maestros excedentes es siempre que no hay matricula suficiente, pero esto es basándose en 25 estudiantes por grupo.

Las instrucciones a los docentes de Bellas Artes es una general. Los envían a una plataforma donde le aparecen las supuestas alternativas de reubicación y se supone que la persona escoja tres opciones, eso si es que las hay.

 

La Escuela Especializada en Teatro José Julián Acosta y Calbo

A la escuela de Teatro, conocida popularmente como la Julián, en el Viejo San Juan, además de eliminarle dos plazas de especialidad de las siete que tenía, su directora de hace cuatro años, profesora Aura M. Rodríguez Ramos, fue removida de la escuela. Tanto la facultad como el estudiantado denunciaron que se enteraron vía las redes sociales.

En entrevista, el estudiante de 12.o grado, Christian J. Pérez Santiago expresó que lamentablemente no esperaban eso. “Nuestra Directora estaba haciendo un buen trabajo y estaba haciendo funcionar el sistema de educación a distancia, que es algo que ni el mismo Departamento ha logrado que funcione en las demás escuelas. La escuela estaba funcionando con una excelencia impecable. Es una profesora que estaba haciendo funcionar el sistema público de este país”.

El estudiante denunció que ya se había nombrado a un nuevo director con el que, aunque tiene formación en Bellas Artes, no se siguieron los protocolos para el reclutamiento y nombramiento. Pérez Santiago defendió que Rodríguez Ramos ha ayudado a los estudiantes a poder manejar la carga de académica de 10 clases, cinco académicas y cinco de especialidad. “Siempre promueve la equidad, respeta las ideas, ha escuchado a todos los miembros de la comunidad escolar, y eso son características innatas de un buen líder. Ella estudió teatro, conoce bien la especialidad. Nuestra directora tiene que quedarse en la escuela”.

Hizo la anotación de que en tiempos normales —es decir, antes de que se suspendiera el semestre presencial debido a la pandemia— el trabajo de la Directora siempre fue impecable, “pero referente a nivel central del Departamento de Educación nunca ha apoyado nuestra escuela, incluso, cuando pasaron los terremotos, la escuela fue marcada en amarillo, no nos consiguieron un lugar para hacer interlocking, no nos consiguieron un lugar para habilitarlo como escuela temporal”.

El estudiante explicó que desde los terremotos en enero, la escuela está cerrada, debido a que no tiene luz por problemas en la subestación de luz y tiene una grieta en el suelo en el segundo piso. Agregó que fue la directora y la facultad quienes hicieron gestiones para logar una alianza con la Biblioteca Carnegie, también en el Viejo San Juan, para su uso como escuela.

Sobre la eliminación de dos maestros de especialidad, advirtió de que cinco maestros de especialidad para más de 200 estudiantes no van a dar abastos. “Ahora, con el coronavirus, los grupos tienen que ser más pequeños y en una clase de teatro, de por sí, la enseñanza en un grupo pequeño es lo que funciona”.

Al defender la permanencia de la directora el estudiante se cuestionó que pasará con la escuela cuando pasen las elecciones. Esteestima que el DE “debe re evaluar, replantear y reconsiderar todas las decisiones que está tomando, no solo con nuestra escuela, porque está tomando decisiones sin pensar en las consecuencias para los estudiantes y se olvida de que el estudiante es el centro de la educación de este país”.

El maestro de Iván Olmo, maestro que lleva ya 26 años en el plantel, también se manifestó sobre la atención por parte del DE al Programa de Bellas Artes.  “El trato ha sido bien pobre para los maestros. No hemos recibido ningún apoyo de parte del Programa durante todo este periodo. Sentimos que los maestros de Bellas Artes estamos totalmente abandonados, sin darnos talleres ni herramientas para nosotros fortalecer nuestras clases. Triste, que toda posición en el Departamento son posiciones políticas. Siempre ponen al mando de estos programas personas que no están capacitadas para atender el Programa, orientar a los maestros de manera positiva, educativa, para el crecimiento de sus áreas. Nos sentimos totalmente abandonados por parte de ese Programa”.

Olmo argumenta que puede que el director del Programa, Jimmy Cabán, tenga una agenda muy ocupada, pero realmente los maestros de Bellas Artes “nos sentimos abandonados y nos sentimos desnudos de herramientas y de recursos”. Expuso que los maestros cada cual hace su currículo, según la preparación que han tomado fuera del país o aquí para dar sus clases y llevarles a los estudiantes lo mejor que ellos pueden impartir.

Olmo, quien tiene una maestría en Artes Escénicas y Movimiento Corporal de la Universidad de Nueva York, defendió que a nivel mundial se le reconocen las herramientas positivas a toda persona que ofrece formación y conocimientos en las Bellas Artes.

“Nos sentimiento realmente abandonados. Este cuatrienio ha sido un desastre para los maestros. Estamos sedientos de material y de talleres. Los maestros se tienen que buscar ellos mismos sus materiales”, denunció quien en sus 26 años en la escuela nunca ha recibido un presupuesto para su clase.

A pregunta de CLARIDAD,el fundador del Festival de Mimo y Teatro Físico en el Caribe y del Taller de Teatro Físico Polimnia, confirmó que de parte del DE el Programa de Bellas Artes nunca ha podido contar con promoción para actividades en conjunto entre las diversas escuelas que fomenten el intercambio y expresión de sus capacidades y talentos. Las iniciativas, dijo, se dan a nivel de los maestros, y son bien cuesta arriba, como por ejemplo el Festival Leopoldo Lavandero, iniciativa de la maestra Guanina Roble, de la Julián.

En cuanto a la directora Rodríguez Ramos, Olmo defendió que llevaba cuatro años en la escuela y se supone que a los dos le dieran la permanencia, pero todavía no se le ha dado. “Es la persona idónea para la escuela. Tiene la preparación y una maestría en las escuelas especializadas. El trato de ella con la facultad es de calidad, esta llevaba la escuela de manera responsable”. Destacó que los jóvenes que llegan a la escuela es porque están interesados, tienen que pasar una audición y tener un promedio de más de tres puntos para atender la carga de diez clases.

El estudiante y el maestro de la Escuela Julián Blanco resaltaron que esta es la única escuela de teatro en el Caribe. Pérez Santiago, quien vive en Bayamón, dijo que hay compañeros que viajan desde Sabana Grande, Vega Alta, Toa Baja, Carolina, Caguas y Aguas Buenas para un horario regular de 7:30 a. m. a 4:30 p. m.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Artículo anteriorPresentan coalición contra del abuso policíaco
Artículo siguientePlena Combativa: Una manifestación palpable del poder de las mujeres para crear*